Tarjetas de visita

Estás en la red, adoras tu página web, participas en las redes sociales y conectas con la gente en cualquier lugar y ves la vida genial. Probablemente piensas que no necesitas tarjetas de visita. Pero espera un momento, déjame darme unos buenos motivos.Tarjetas de visitaEstar relacionado lo es en todos los aspectos de las relaciones personales, es decir, tanto en lo virtual como en lo presencial. Así que si estás interesado en las relaciones personales, entonces tienes que reflexionar. Te guste o no  un teléfono inteligente no puede sustituir tus tarjetas. Aunque vivimos en la era digital, no puedes reemplazar las tradicionales tarjetas de visita por un sistema digital. Un simple trozo de papel de 9x5cm da mucha credibilidad a tu negocio. Pasemos ahora a ver qué motivos te puedo dar para asegurarme de que encuentras la necesidad de tener tarjetas de visita.

¿Por qué las tarjetas de visita no se sustituyen por un Smatphone?

Bien si estás en un evento presencial, una feria importante, o por casualidad, conoces a una persona que puede ser un cliente potencial o un aliado para tu negocio. No hay nada mejor una tarjeta personal cuando se trata de relaciones cara a cara.

Siempre están disponibles. Las tarjetas de visita están siempre disponibles,  no hay que que cargar la batería y no tienen limitaciones técnicas con los que pelearse.

Tarjetas personales para construir relaciones

Ayuda a construir relaciones. Si te tomas en serio la construcción de una comunidad alrededor de tu negocio seguramente tengas una lista de suscriptores. Para que aumente el número de suscriptores, tendrás que regalar algo para incentivar a que te den sus datos de contacto. ¿Has notado lo que sucede cuando le das una tarjeta de visita a otra persona? La gente se siente obligada a darte su tarjeta a cambio.

Ayuda a hacer múltiples contactos. Participar en un evento es hacer conexiones con la gente, con mucha gente. Es imposible entregar los datos de contacto a un montón de gente con un teléfono. Las tarjetas de visita son fáciles de entregar a varias personas a la vez.

La gente las pide. ¿Nunca te han pedido una tarjeta cuando no tienes ni una? Vergonzoso, ¿verdad?. Peor aún, no tener una tarjeta en ese momento levanta una barrera física, debilitando la capacidad de hacer negocios con esa persona.

Da credibilidad. De la misma manera que tener presencia en Internet equivale a una presencia física del negocio, las tarjetas personales te hacen parecer mas real.

 Refuerza tu marca. Las tarjetas de visita ayudan a reforzar tu marca personal y la marca de tu negocio. Un joven consiguió su empleo en el departamento de marketing de una gran empresa gracias a su creativo método de presentación a través de sus tarjetas de visita. Ver la noticia y su página web, donde cuenta la experiencia:

Construye relaciones físicas. Una tarjeta física encaja en una relación física. La gente puede llevarse una tarjeta en el bolsillo y guardarla hasta que te necesitan. Las tarjetas son algo normal en la relaciones presenciales.

Enseña a la gente cómo puedes ayudarles. Tú quieres tener éxito y como ya sabes, cubrir su necesidad es la manera de ayudarles. Así que recuerdale a la gente cómo puede ayudarles; incluye tu lema o detalles similares en tu tarjeta.

Una tarjeta que dice a que te dedicas

 

A la gente mayor les gusta usarlas. Mucha gente todavía sigue usando tarjeteros. Algunas personas no tienen un teléfono de última generación. Y claro, si te quieres relacionar con gente como esta necesitas una tarjeta personal. 

Cómo diseñar tarjetas como un profesional

Un buen diseño. Asegúrate de esforzarte en el diseño, un buen diseño enfatiza la información más importante para asegurar que tu marca destaca. Un truco: antes de imprimir tu diseño, compáralo con las tarjetas que tengas de otros y busca que tu diseño destaque más.

Marca consistente. Es importante que tu tarjeta refleje tu estilo de negocio.

Material de calidad. No arruines un buen diseño imprimiéndolo en un material de mala calidad. La gente se dará cuenta, especialmente cuando si lo puede comparar con las tarjetas que ha recogido en una feria o un evento. Diseño y material de calidadImpresión decente. La calidad de la impresión también hay que cuidarla. Seleccionar una buena  imprenta o una  impresora decente es una obligación y no es difícil hacerlo con la cantidad de análisis y comparativas que hay en Internet.

Escoge un tamaño estándar. Las tarjetas con formas y tamaños inusuales pueden hacer una impresión instantánea. Pero espera un segundo, recuerda que tu contacto tiene que llevarse tu tarjeta con él. Las tarjetas con diseños atrevidos se pueden llegar a perder si no caben en una cartera. 

Qué poner en tu tarjeta de visita

Lo que pones en tu tarjeta depende en parte de tus objetivos. Prioriza la información en tu tarjeta, recuerda que menos es más y evita los tópicos inútiles y los datos de contacto superfluos.

Una tarjeta de visita completa Los datos imprescindibles que todas las tarjeta deberían tener

El logotipo. El logotipo es quizás la forma más fácil que te identifiquen con tu marca. No te preocupes demasiado por que destaque, tu nombre es mucho más importante, y el logotipo no debe destacar sobre la información clave.

Nombre y apellidos. La gente te conoce a ti, por lo tanto tu nombre es el elemento más importante de tu tarjeta. Cuando termine el evento relacionará tu nombre con tus datos de contacto. Asegúrate de que su nombre aparezca claramente en tu tarjeta, que sea fácil de localizar y que tenga un tipo de letra que se lea bien.

Forma de contacto principal. Después de tu nombre se debe destacar tu forma de  contacto principal . Para la mayoría de la gente será su número de teléfono móvil.

La dirección de correo. Parece obvio, pero si tienes una dirección de correo genérica de la empresa tipo info@tuempresa.com, lo mejor es conseguir una dirección de la empresa con tu nombre tipo nombre.apellido@tuempresa.com.

Otras opciones que podríamos incluir

Redes sociales. Después de tu correo electrónico la información de contacto más importante puede ser tus perfiles en redes sociales. Twitter o LinkedIn son probablemente  las redes sociales mas utilizadas para los negocios, por lo contrario Facebook tienen un uso más de entretenimiento. Evita incluir aquellas cuentas que no usas habitualmente.

Tu cara. Aunque te parezca cursi en algunos negocios son habituales. Si te reúnes con la gente cara a cara, una buena manera de que relacionen tu tarjeta contigo es incluir una imagen de tu cara.

Deja espacio libre. Mucha gente aprovechan la tarjeta para hacer anotaciones sobre tu o tu empresa, por lo tanto valora la opción de dejar espacio en la parte trasera de la tarjeta para notas. Si vas a hacerlo, asegúrate de elegir un color claro y un acabado que permita escribir.

La tarjeta de visita y el protocolo chino

Creo que nadie se extrañará si digo que las costumbres chinas son muy distintas a las costumbres occidentales. Os invito a ver el siguiente vídeo donde se cuentan unas curiosidades sobre el protocolo chino a la hora de hacer sus tarjetas de visita.

Conclusión

Como has podido comprobar, estos motivos justifican el por qué necesitas tarjetas de visita para el día a día de tu negocio y la relación con clientes y proveedores.